La Champions de los anunciantes en streaming - Upsocl Labs: The Blog
  •  
  •  
  •  
  •  

Más de 180 millones de espectadores. Pasión, actitud, esfuerzo y entrega. Se desata la alegría, las lágrimas, la frustración, los nervios… La emoción está a flor de piel. La final de la Champions tendrá lugar en pocos días en Milán y será uno de los eventos más vistos del año; junto con los Juegos Olímpicos, la Superbowl y la Eurocopa.

Y este año, por primera vez, será en streaming. BT Sport  ya comunicó que lo retransmitirá de forma gratuita a través de su canal de YouTube. El streaming de los deportes ya es una realidad. Lo demuestran también acuerdos como el de la cadena NFL y Twitter, donde se acordó transmitir 10 partidos del Thursday Night Football. La NBC Universal, por su parte, dará vida a sus contenidos de los Juegos Olímpicos a través de Snapchat. Ya se vivió en la música con Spotify, y en el mundo de las series con Netflix. Y ahora la retransmisión de eventos deportivos están viviendo también toda una transición hacia el streaming. No es para menos, teniendo en cuenta que el 81% de los millennials utilizan Youtube, seguido de un 79% que está suscrito a Netflix y un 40% a Amazon y Hulu. Sin duda, el entretenimiento se está consumiendo de forma diferente.

Según Forbes, “durante este año veremos el vídeo en streaming moverse a primera línea en las estrategias de marketing con campañas innovadoras que permiten a los usuarios ser estrellas”.

Las marcas tendrán que adaptar sus intervenciones y comunicación a los nuevos formatos. En el caso de la final de la Champions, las marcas saben que no se trata sólo de un evento, sino de toda una experiencia. Es el momento perfecto para incrementar la emoción y apoderarse de ella. Uno de los anunciantes ganadores en 2014 fue Heineken, con su campaña “The challenge” donde desafiaba a los aficionados con diferentes retos y regalaba entradas. En Brasil también supo resonar: organizó una subasta de zapatos mientras se retransmitía el partido. Supo identificar un insight: el fútbol es el deporte más seguido en Brasil, pero no para muchas mujeres. Y así, consiguió apoderarse del momento.

Este año, los anunciantes con mayor visibilidad serán los patrocinadores oficiales: Adidas, Heineken, Master Card, UniCredit, Sony Xperia, Lays, Gazprom y Nissan. Y es que detrás de toda la pasión deportiva, hay un gran negocio. En el caso de la UEFA, la Champions es su gran negocio. Este año se espera que ingresen más de 1.500 millones.

Millones de seguidores están atentos a los campeonatos y los espectadores crecen en las grandes finales. Esto es toda una oportunidad para las marcas. Con la evolución del streaming, los anunciantes están ya innovando para lograr altos niveles de engagement, generar conversaciones más directas con la audiencia e implantar estrategias de geolocalización. Esto ya se vivió en la Copa del Mundo 2014 en Brasil donde, según Harrenmedia, la inversión en  plataformas digitales aumentó un 200% respecto al mismo mes del 2013, y la audiencia incrementó un 450%. Es increíble ver cómo las marcas se van adaptando a la formas de consumir entretenimiento. Algunas marcas como Sony ya se han sumado a la tendencia del tiempo real. A través de sus canales, retransmitió en directo reacciones de aficionados de los cuatro equipos que llegaron a semifinales en la Champions, mientras se jugaba el partido.

Estaremos muy atentos a ver cómo jugarán las marcas esta final tan esperada y si marcarán nuevas tendencias para los anunciantes que ya se están apoderando del streaming…